Cerrar

Cómo gestionar clientes en mi empresa

Consejos para conseguir mejoras en las ventas de nuestro negocio

ILLUSION STUDIO S.L.

ILLUSION STUDIO S.L.

Publicado el lunes, 26 de noviembre de 2018 a las 13:48

Mostrar ampliado

como gestionar clientes en mi negocio

como gestionar clientes en mi negocio

En la vida de cualquier negocio, gestionar clientes y nuestra relación con ellos son dos de los aspectos que más se han de cuidar. Saber cómo gestionar clientes correctamente garantiza que nuestra empresa sea vista como una de las mejores del sector. Tener pequeños detalles con tus clientes cuando toca y recordar información personal relevante de ellos para mejorar la relación son claves que mejoran mucho la percepción que tienen de tu negocio.

Lo mismo sucede cuando hablamos de prospectos que todavía no son clientes nuestros, hace que se sienta más valorado y conectado a nuestra empresa.

Pero ¿Qué sucede cuando los clientes son cientos? Nuestra memoria no da para recordar tantos detalles. Saber en qué punto del proceso de compra está, cuáles eran sus miedos e inseguridades así como sus datos de contacto es importante de cara a crear una buena relación. ¿Qué herramientas podemos usar para facilitarnos el trabajo?

Gestionar clientes con un CRM

La herramienta que te recomendamos se llama CRM (Customer relationship management), que en castellano significan control de relación con el cliente.

Un CRM es una herramienta que nos permite desde un solo lugar tener accesibles todos los datos de nuestros clientes: Facturas, presupuestos, proyectos que tienen con nosotros (si ofrecemos algún servicio) , control de proveedores de la empresa, control de costes y muchas otras aplicaciones que podemos configurar. Usando una herramienta de este tipo podemos mejorar la productividad enormemente.

Beneficios de gestionar clientes con un CRM

Cuando nos decidamos e integremos un CRM en nuestro proceso de ventas, gestión de facturas y proveedores, obtendremos una serie de beneficios como los siguientes.

Mejor segmentación

Una vez implementemos un CRM, podremos definir las etapas por las que el cliente pasa antes de comprarnos y las que vienen posteriormente a que la compra se haya producido. Podremos ver en números donde se paralizan más ventas y tendremos la posibilidad de generar nuevas estrategias que mejoren el ratio de conversión de nuestra empresa.

También podremos definir distintos perfiles de clientes y desarrollar estrategias distintas para cada uno.

Unificación de datos

Gestionar clientes con un CRM hará que podamos acceder desde un mismo sitio a una gran cantidad de información de nuestros clientes de manera rápida y podamos poner comentarios sobre datos importantes, de manera que si es otro miembro del equipo el que ha de cerrar una venta o gestionar un servicio conocerá todos los datos importantes que has apuntado.

Envío de correos personalizados

Al haber definido las etapas que nuestros clientes están atravesando, podemos automatizar el envío de correos electrónicos para cada una de esas fases. Esto no es una característica de un CRM, pero puede implementarse junto con plataformas de email marketing para hacerlo posible.

Te permite centrarte en lo importante

Son muchas las horas que se pierden si no contamos con un sistema de CRM adecuado y además perdemos calidad en nuestro trato al cliente. No es lo mismo atender a un cliente conociendo muchos datos sobre él a hacerlo como si fuera nuevo.

En la sección de desarrollo de software a medida de illusion Studio podemos ayudarte a implementar un sistema CRM que te ayude en todas las gestiones con tus clientes y mejore la productividad y eficacia de tu empresa.

5
2.101 visitas

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.
Al continuar con la navegación consideramos que aceptas su uso y nuestra política de cookies.

Aceptar